Que hacer en caso de asfixia cuando se tiene un bebé pequeño

Versión para impresora

¡Un susto me trajo de vuelta!!

He vuelto… la verdad me he obligado a volver.

He tenido una semanita horrorosa….

Nos vamos de viaje por un tiempo largo y he tenido que coordinar tantas cosas de la casa, de cuentas, de empacar, de pasaportes, de visas……. ay, solo de mencionarlo me da un poco de vértigo y de daño de estómago.

El caso es que hoy quería compartir con ustedes un incidente casero que me hizo pensar en lo clave que es saber primeros auxilios cuando se tiene un bebé.

Hace un buen rato publiqué un post sobre que hacer en caso de asfixia cuando se tiene un bebe pequeño
bueno, pues ya esto no aplica para mi Rosa que tiene ya catorce meses y que hace un par de días se me estaba atrancado con un melón.

Déjenme decirles que no hay cosa mas asustadora que ver a tu bebe angustiado porque tiene algo atrapado en el guargüero. Creo que se me paró el corazón y que maté un par de neuronas del susto tan feo que pasé. Afortunadamente creo que fue
mas mi angustia que la gravedad del incidente, pero para todas las madres con bebes que aún están aprendiendo a comer y masticar… esto puede ser de gran utilidad.

Cómo prevenir la asfixia, como reaccionar, maniobra de Heimlich

El texto que leeran lo tome prestado de http://www.jaja.cl

La asfixia es bastante común. La muerte por asfixia ocurre con mayor frecuencia en niños menores de tres años de edad y en personas ancianas, pero se puede producir a cualquier edad. La maniobra de Heimlich ha sido valiosa para salvar vidas y
puede ser aplicada por cualquier persona que haya aprendido la técnica.

Se utiliza cuando una persona presenta un ahogo súbito por un atragantamiento.

Puede ser debido a una comida, o cuerpo extraño que queda atascado entre la bifurcación de esófago y tráquea presionando la epíglotis e impidiendo la
respiración.

Método

  • Tenemos dos personas una la víctima (con el problema) y otra el auxiliar (el que ejecuta la maniobra de Heimlich). La víctima puede estar de pies o sentada, el auxiliar se pondrá de pies y por detrás, abrazando a la víctima a nivel de la cintura.
  • El auxiliar coloca una mano plegada como un puño a nivel del abdomen de la víctima, y con la otra mano se agarra la muñeca de la mano anterior. En esta posición es fácil que al realizar presiones intensas en forma de abrazo, la víctima sea levantada en la maniobra, pero es incluso recomendable.
  • Se deben repetir presiones intensas hasta que el objeto causante del problema sea expulsado por la boca.

¿Qué es asfixia?

La asfixia (sofocación o ahogo) es el espasmo de tos y expectoración que se presentan consecutivamente a la penetración de líquidos o sólidos en las vías aéreas.

(Esto se llama aspiración.) El reflejo de tos del niño expulsará el líquido aspirado de la tráquea en 10 a 30 segundos. La obstrucción completa se presenta cuando algún alimento sólido o algún objeto extraño se aloja en la laringe.
(También puede ocurrir en los casos severos de crup.) En estas condiciones, el niño no puede respirar, llorar ni hablar. El lactante estará en estado de pánico y, si la obstrucción no es eliminada en 1 o 2 minutos, el niño perderá el conocimiento.

¿Qué debo hacer si mi hijo se está asfixiando?

Llame al servicio de emergencia INMEDIATAMENTE.
Llame al servicio de emergencia en todos los casos de asfixia por un objeto sólido.

En general, el ahogo por líquidos es temporal e inofensivo. llame al servicio de emergencia si su hijo se ahoga con un líquido y se pone azul, con el cuerpo lacio, o pierde el conocimiento.
Estimule la tos.
Mientras su hijo esté respirando y tosiendo, no haga nada excepto alentarlo a que expulse él mismo el material por medio de la tos. El propósito principal del reflejo de la tos de su hijo es despejar la tráquea. No le ofrezca nada para beber porque los líquidos podrían ocupar el espacio requerido para el paso del aire.
La maniobra de Heimlich si cesa la respiración en un niño mayor de un año de edad.
Si su hijo no puede respirar, toser ni emitir sonidos, proceda a aplicar presión intermitente en la parte superior del abdomen.
Colóquese detrás de su hijo y abrácelo enrollando los brazos alrededor de él justo por debajo de las costillas inferiores pero arriba de la cintura. Aplique un movimiento brusco hacia arriba a un ángulo de 45 grados para tratar de expulsar todo el aire del pecho y hacer salir el objeto alojado en la tráquea.
Repita esta presión abdominal brusca hacia arriba de 6 a 10 veces en sucesión rápida.
Si su hijo no puede permanecer de pie y es demasiado pesado para que usted lo sostenga con sus brazos, acuéstelo de espaldas sobre el piso. Ponga sus manos a ambos lados del abdomen, inmediatamente debajo de las costillas, y aplique empujones fuertes, bruscos, hacia arriba.
Golpes en la espalda y compresiones en el pecho si un niño de menos de 1 año de edad deja de respirar.
Si su bebé no puede respirar ni toser, colóquelo boca abajo sobre sus rodillas o en su antebrazo (es decir, utilice la gravedad para ayudar a expulsar el objeto). Luego, déle 5 golpes fuertes en rápida sucesión entre los omóplatos con la parte inferior de la palma de la mano. (Esto no resulta útil en los niños de mayor edad.

Si la respiración todavía no vuelve, acueste a su hijo en el suelo y aplíquele 5 compresiones rápidas en el pecho sobre la parte inferior del hueso del pecho (el esternón) utilizando 2 dedos.

Estas medidas revisadas de primeros auxilios fueron recomendadas por la Academia Norteamericana de Pediatría en julio de 1993.)
Resucitación si su hijo se desmaya por la asfixia.
La unidad móvil de socorro debe estar en camino.
Ábrale rápidamente la boca y mire con una luz si hay algún objeto que pueda ser extraído con los dedos o unas pinzas (generalmente no es así). No meta sus dedos en la boca del niño a menos que esté viendo el objeto. Hacer esto a ciegas puede empujar el objeto más a fondo hasta la laringe.

Si sabe cómo aplicarla, inicie la resucitación boca-a-boca. Generalmente puede forzarse el aire más allá del objeto. Si la resucitación boca-a-boca no mueve el pecho, repita la presión abdominal brusca (si es mayor de 1 año) o las
compresiones en el pecho (si es menor de 1 año).

¿Cómo se puede prevenir la asfixia?

La asfixia puede ser potencialmente mortal; por lo tanto trate de evitar que vuelva a presentarse no dando a sus hijos alimentos u objetos pequeños que tengan más probabilidad de causar asfixia.

Los alimentos que presentan mayor riesgo de causar asfixia son:

  • todo tipo de nueces
  • cacahuetes (maníes)
  • semillas de girasol
  • semillas de naranja
  • huesos de cereza
  • semillas de sandía
  • chicle
  • caramelos
  • Cabritas (palomitas de maíz)
  • zanahorias crudas
  • arverjas, lentejas, porotos crudos (chícharos)
  • apio crudo
  • carnes duras

No deben servirse alimentos duros a los niños menores de 4 años de edad, porque necesitan molares para masticarlos bien, y tal vez no entiendan que algunas semillas deben escupirse en vez de tragarse.

Los alimentos blandos que más comúnmente causan asfixia mortal son los chorizos (”Choripan”),
las salchichas, hot dogs y las uvas. Estos alimentos deben ser picados antes de servirlos. Se debe advertir a la niñera y a los hermanos mayores que no compartan estos alimentos con el bebé.

La asfixia con un globo de latex es la principal causa de muerte por asfixia con objetos que no sean alimentos. La mayoría de los incidentes ocurren cuando los niños de pronto inhalan un globo desinflado que habían estado masticando.

Advierta a su hijo que jamás mastique ni chupe trozos de globos de hule.
Aun los adolescentes han muerto por causa de este accidente inesperado.
Masticar un globo inflado también es peligroso porque podría tronar. Los globos de helio Mylar son más seguros, pero los globos de hule están bien si se usan con supervisión.

Creo que toda familia debe conocer bien los pasos a seguir en caso de una emergencia de este estilo.

Espero que nunca les pase porque la verdad es que da mucho miedo y creo que el corazón nunca queda marchando igual después de un susto de este tipo.

Extraído
en esta ocasión de: http://mamidelux.com